El potencial educativo de la fotografía en la infancia

19 de enero, 2021 - Talleres - Comentar -

La infancia es la época donde más se desarrollan y potencian muchas de nuestras habilidades y destrezas. Fomentar la creatividad en edades tempranas tiene más consecuencias de lo que nos imaginamos, conozcamos algunas de ellas,  pero primero...

¿Qué es la creatividad?

La creatividad es inventar, experimentar, crecer, tomar riesgos, romper las reglas, cometer errores y divertirse.

Mary Lou Cook

Cuando hablamos de creatividad hacemos referencia al pensamiento divergente, la inventiva o imaginación constructiva, como sinónimos de la facultad de innovar y producir una transformación. Es la habilidad que, ante una situación concreta, permite elaborar respuestas alternativas, originales, novedosas y poco convencionales.  

¿Cómo influye la creatividad en los niños?

Potenciar la creatividad ayuda a que los niños tengan su propia forma de pensar, lo que llamamos  espíritu crítico, les ayuda también a gestionar de una forma más saludable las situaciones que viven, resolviendo sus problemas con mayor facilidad, aprender a razonar y cuestionar, se hacen sensibles al entorno y hace que lo exploren con mayor discernimiento y con criterio propio; se hacen menos influenciables y les ayuda a conocerse a sí mismos fortaleciendo su autoconfianza

Todos los niños son creativos, pero es importante estimular esta capacidad  para que se afiance internamente. 

Y aquí es donde entra en juego la Fotografía

Una herramienta maravillosa para estimular su creatividad, de muy fácil acceso y con grandes beneficios. Pero antes de contarte cuáles son, empecemos por lo más divertido. Hemos preparado un post muy especial, con juegos fotográficos y creativos para que los disfrutes con los más pequeños de la casa.   

Ahí van, no te olvides de compartir tus experiencias con nosotros, nos encanta el feedback: 


La búsqueda del tesoro 


Crea una lista de objetos que tengas por casa, algunos es mejor que no estén tan a la vista, tendrán que encontrarlos y fotografiarlos. Esto les encanta y les mantiene entretenidos un buen rato superando los desafíos que supone encontrarlos y hacerles las fotos.


El alfabeto fotográfico


Este juego tiene varias vertientes, dependiendo de la edad. Para los más pequeños el reto puede estar en que encuentren objetos que empiecen por las letras del abecedario y le hagan una foto, ya sabemos todos que hay algunas letras más complicadas y será todo un desafío para ellos.  

Si son algo más mayores, te propongo  crear un abecedario fotográfico mucho más visual. Una de las sugerencias es que podéis recortar letras en cartulina y rellenar sus huecos con diferentes fondos. También podéis construir las letras del abecedario con juguetes, comida, ropa o cualquier objeto que se te ocurra y  que tengas por casa. 

Para los más observadores, la sugerencia es mirar y encontrar en el entorno formas que evoquen  las letras de abecedario y fotografiarlas.  

Aquí te dejo algunas imágenes para que te resulte más fácil visualizarlo. 



Este juego es muy divertido y toda una aventura, eso sí, requiere dedicarle más tiempo para realizarlo así que podéis invertir una temporada divertida a construir todo el abecedario completo. 



Fotografiando a mamá o papá desde todos los ángulos posibles


Este juego les invita a indagar otros enfoques y  visiones delmundo y de las personas que conocen. En este caso, para empezar a indagar su entorno más cercano es muy interesante que os hagan fotos o que se hagan fotos entre los hermanitos, desde todos los enfoques que se les ocurran. Ya veréis como les gusta y se sorprenden de la cantidad de ángulos que existen. También es interesante hacerlo con objetos conocidos para ellos, es una forma de que empiecen a mirar su universo con otra perspectiva.


Memotest


Este juego puede hacerse con fotos de la familia, objetos, animales, juguetes o lo que se te ocurra. Lo más importante es imprimir las fotografías en cartulina para que tengan un buen grosor y por duplicado, 2 copias de cada. Te aconsejo que, si además puedes plastificarlas, lo hagas para que las fichas tengan mucha más resistencia. 

¿Quién no ha jugado al memotest?

Pones boca abajo todas las fichas y por turnos vais dando vuelta a dos de ellas hasta ir formando las parejas. Para que el juego sea divertido tendrá que tener al menos 12 parejas. Buscamos que a medida que se giren en torno a las fotos-fichas se ejercite la memoria y vayáis diciendo quién o qué está en cada foto, qué está sucediendo, dónde está la persona u objeto, para qué sirve, con quién está, etc. Así les ayudas a agudizar la atención y de paso,  también lo agudizas en ti (con el ritmo que llevamos no nos viene nada mal ;) 


Jugando al taboo visual


Esta propuesta se basa en el juego taboo común, pero se usan imágenes en lugar de palabras. Cómo jugar: el grupo que tenga el turno tiene que hacer 4 fotografías que indicarán qué cosas no puede decir el otro equipo cuando explique su palabra. 

Por ejemplo, si la palabra es baño, haremos una foto de la ducha, otra del papel higiénico, otra del inodoro y otra de las toallas. Estas serán las palabras que no podrán utilizar.   



Muchos de estos juegos son ideales para hacerlos con cámaras instantaneas. Es una forma muy interesante de que tus hijos utilicen la imagen analogica alejándolos de las pantallas que tan presentes están en sus vidas. 

Hay muchísimos más juegos y una gran cantidad de ellos los proponemos en nuestros talleres de fotografía con niños.

Ahora sí, ¿Qué beneficios tiene que los niños aprendan fotografía?

En el IG de Family Balance hemos hablado en algunos los posts de AmaLuz Photo acerca de los grandes beneficios que tiene que los niños aprendan fotografía, aquí te hacemos un pequeño resumen, pero, sobre todo queremos hacer hincapié en cómo los cursos de fotografía les ayudan a desarrollar destrezas y habilidades muy positivas para su día a día y también para cuando sean mayores.   

Entre muchos de los beneficios te contamos los que consideramos más importantes y a los que le damos mayor importancia en nuestros talleres:  

  • Amplían su mundo y sus horizontes al comprender la cantidad de enfoques y perspectivas que existen de una misma realidad.  
  • Pueden expresar artística y libremente emociones y pensamientos con sus fotografías ayudándoles a desarrollar su propio lenguaje de comunicación. 
  • Mejoran sus habilidades sociales, les ayuda a compartir y a reflexionar sobre el entorno y desarrollan empatía cuando comparten sus fotografías con los compañeros. 
  • Su autoestima y confianza se refuerzan, se crea un espacio de NO juicio, un lugar de reconocimiento de la experiencia y la creatividad. 
  • Cultivan la responsabilidad. Aprenden a cuidar su cámara y sus fotografías.  
  • Exploran la auto identidad a través del autorretrato haciéndose conscientes de sí mismos y de quiénes son. 
  • Desarrollan el pensamiento creativo y abstracto  ayudándoles a resolver problemas y a adquirir mayor resiliencia para amoldarse a cualquier circunstancia o imprevisto. 

Hacer fotos está al alcance de todos y hoy más que nunca. Aprender a mirar es otra cuestión, para ello necesitamos educar al ojo, educar nuestra mirada, aprender un lenguaje nuevo y como todo lenguaje cuanto antes se aprenda mejor. Una edad buena para aprender fotografía puede ser desde los 3 hasta los 100 años:  siempre es un buen momento para aprender a fotografiar.  Pero si quieres que aprendan en un curso de fotografía la edad recomendada es a partir de los 6 años, esta puede ser una buena edad para inscribirlos a los  talleres de AmaLuz Photo. 

Enseñando fotografía…

 ¿Cómo son nuestros cursos?

En AmaLuz Photo estamos comprometidos con todo lo que acabamos de decir  y queremos  proporcionar esta herramienta maravillosa que es la fotografía a los más pequeños. 

Por eso en nuestros talleres proponemos aprender a través de la creatividad y el juego, aunque enseñamos técnica y composición fotográfica también utilizamos otros lenguajes del arte que les permite expresar sus emociones y sus pensamientos con mayor libertad. Además, experimentar con otras disciplinas es una forma de enriquecer su experiencia

En las actividades construyen diarios, collage, historias y/o proyectos con los que evolucionan. Creamos un espacio donde evitamos el juicio y acogemos los posibles errores como experiencia. 

En este trimestre hemos planteado 3 talleres con una temática donde trabajaremos la identidad “Descubriendo quién soy”.


¿Te gustaría que tu peque se aventure en este viaje fotográfico, creativo y divertido? 

En las actividades construyen diarios, collage, historias y/o proyectos con los que evolucionan. Creamos un espacio donde evitamos el juicio y acogemos los posibles errores como experiencia. 

¿Cuándo?: el 24 de enero, de 11 a 13h. 

¿Dónde?: en Family Balance, Avda Filiberto 4, Salamanca. 

Y los siguientes encuentros serán el 21 de febrero y el 21 de marzo. 

Si quieres reservar escríbenos. 

Anímate a jugar y no dudes en contarnos tus experiencias con los juegos fotográficos


Hasta la próxima  ;) 


Compartir 

* Datos obligatorios

Deja tu comentario
Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

3 + 6 =
Últimas entradas
Categorías